Seguramente en más de una ocasión te has visto convencido de completar el registro en alguna página web, ya sea para recibir una oferta o para ser parte de un newsletter, entonces sin lugar a dudas, te has dado cuenta que a partir de ahí, te vuelves parte de una cadena y cada semana (aproximadamente) recibes un mail de dicha marca o empresa.

Este es un hecho que no nos molesta porque claro, fue con todo el consentimiento, sin embargo, ¿qué pasa cuando sucede lo contrario?

Todos hemos sido parte de bases de datos, que posteriormente son vendidas y entonces "por arte de magia" comenzamos a recibir mails de marcas que probablemente ni conocemos. ¡ALTO! Esto es SPAM y ¿en qué acaba esta situación? En la cancelación de la suscripción y en el fracaso de la base de datos. La inversión realizada en la compra de contactos, se va a la basura.

Bajo esta premisa, podemos hablar de que existen 2 formas de obtener contactos:

Vía opt-out: los datos se obtienen a través de actividades en las que sólo se tienen que aceptar las condiciones de privacidad. Por ejemplo, una encuesta o un concurso en redes sociales. Aquí, una vez que tienes la base de datos, los correos se ingresan manualmente a la aplicación con la que harás el envío de mails.

Vía opt-in: Por el contrario, esta forma de obtener contactos es muy común entre los sitios web que cuentan con blog o con un ecommerce en donde mediante formularios, las personas se suscriben, generalmente, a un newsletter.

Las campañas de email marketing en la actualidad han ganado muchos adeptos y además, se han conseguido hacer cosas muy interesantes. Lo que pocos directivos de mercadotecnia conocen es que el correo electrónico puede tener muchas más y mejores implicaciones dentro de una estrategia de marketing.

Las ventajas de utilizar el email como canal de comunicación pueden ser:


  • Incremento en los ratios de conversión
  • Comunicación totalmente personalizada
  • Más clics al sitio web
  • Contactos mayormente interesados en la información

Si ahora te estás preguntando ¿qué momento es el indicado para implementar una campaña de email marketing? La respuesta es siempre. Tu emailing debe estar siempre en funcionamiento, pero claro, la estrategia dependerá del objetivo y del estado de tu empresa.

Lo importante aquí siempre, es disminuir las posibilidades que tengas de rebote, esto lo puedes lograr mediante diversos filtros que te ayuden a saber si la información obtenida es verdadera.

Entonces, ¿cómo implementar email marketing?


  • Reconoce a tu público objetivo
  • Crea una estrategia de atracción de nuevas visitas
  • Bríndales una oferta para que se registren y obtengas sus datos
  • Crea una base de datos con todos los contactos que obtengas
  • Crea una estrategia de seguimiento de 2 o 3 correos, teniendo en cuenta los intereses de cada contacto que recibas
  • Diseña y crea el contenido personalizado que cada email contendrá. Recuerda que el mensaje debe ser corto, interesante y muy llamativo.
  • Asegúrate de que tu diseño sea adaptable ya que actualmente, la mayoría de los correos se leen desde dispositivos móviles.
  • Realiza el envío de los emails personalizados.
  • Encárgate de darle seguimiento puntual a cada envío.
  • Responde si es necesario, espera el tiempo suficiente para recibir una respuesta o bien, para hacer el envío de otro email.

Recuerda que el email marketing no solo se enfoca en que los usuarios abran tu mensaje, lo más importante es lo que hagan con él y la interacción que puedas lograr con tu empresa.

Te recomendamos que utilices una herramienta que automatice todo este proceso, será mucho más rápido, sencillo y eficiente para todos tus demás procesos.

Guía esencial - Internet Marketing