Las newletters pueden parecer anticuadas, pero siguen siendo tan efectivas que se mantienen e incluso, siguen ganando terreno en las estrategias de marketing de muchas empresas.

Son una de las herramientas “obligadas” de cualquier empresa, aunque siempre se debe pensar muy bien qué objetivo tendrá y cómo se utilizará. No solo se trata de implementar por implementar.

En esta ocasión, te hablaré sobre las newsletters, qué son, cómo funcionan y te explicaré cómo puedes crear una, así que ¡empecemos!

¿Qué es una newsletter?

Una newsletter es una publicación digital que se da a conocer a través del correo electrónico de forma periódica para informar acerca de todo lo que sucede en tu negocio, por ejemplo, nuevas entradas publicadas.

Esta distribución únicamente se hace con aquellas personas que se hayan suscrito previamente y hayan otorgado su email de manera libre para obtener este tipo de información.

Generalmente, las newsletters están conformadas por artículos que pueden ser del interés de los suscriptores, pero algunas también incluyen ofertas o algún CTA hacia determinado contenido, producto o servicio.

Hasta hace algunos años, crear una newsletter requería de una fuerte inversión en cuanto a diseño, maquetación, redacción, impresión y envíos; sin embargo, hoy en día, las personas pueden hacer una newsletter sin tener conocimientos sobre diseño y programación.

Gracias a esto, la newsletter se ha convertido en una excelente opción dentro de las estrategias de marketing.

Antes de continuar, me gustaría hablar de tres conceptos importantes que las personas de manera frecuente toman como sinónimos.

Diferencia entre newsletter, mailing y email marketing

Estos tres conceptos suelen causar confusión, por ello, es importante remarcar la diferencia que existe entre ellos.

La newsletter es un boletín informativo, es decir, se trata de un formato que se envía de manera periódica y no conlleva una estrategia global, con esto me refiero a que puede tratarse de un envío único y puntual.

El mailing también es un formato de publicidad, pero se utiliza, sobre todo, para promocionar servicios o productos de determinada marca.

Es decir, mientras que las newsletter son un correo cuyo fin es informar y generar tráfico hacia nuestro sitio web, que puede o no contener ofertas o promociones que motiven a los lectores a comprar, el mailing tiene como único objetivo que las personas compren.

Una newsletter debe contener y brindar contenido de valor para los suscriptores y el mailing, por su parte, se centra en la publicidad.

Otra diferencia es que las newsletter se envían cada determinado tiempo a personas que proporcionaron su correo electrónico de manera voluntaria y el mailing se envía de manera masiva a una lista de emails que se encuentran en una base de datos ajena a la marca.

Finalmente, el email marketing es una técnica empleada por las empresas para mantener contacto con sus clientes (potenciales y actuales) por medio del correo electrónico.

Este conjunta las newsletters y el email marketing, dependiendo del objetivo que se tenga en determinado momento. Es decir, son dos herramientas de las que se vale el email marketing.

Teniendo en claro estos tres conceptos y las diferencias entre ellos, continuemos con el tema que corresponde a este artículo.

¿Para qué sirven las newsletters?

Las newsletters son una muy buena herramienta para mantener comunicación con nuestros potenciales clientes, lograr que sientan que siguen conectados con nuestra marca y aumentar la tasa de conversión y fidelización.

Algunos de los objetivos de crear una newsletter son los siguientes:

  • Informar a nuestra comunidad sobre material nuevo
  • Mantener contacto con los suscriptores para que nos tengan presentes
  • Atraer la atención por nuestro sitio web o blog
  • Aumentar el tráfico de nuestra página de forma frecuente
  • Mejorar la imagen de nuestra marca
  • Incrementar la humanización de nuestra organización
  • Obtener feedback de nuestra audiencia

· Fidelizar

Todos estos elementos son importantes y juegan un papel vital dentro del embudo de ventas al transmitir información a aquellas personas ya clasificadas en las listas de difusión y ayudarla a pasar a la siguen fase.

Una newsletter es un clave para algunas marcas porque en ella se encuentran muchos posibles compradores, siempre y cuando se gestione de manera correcta. Esto se debe a que ayuda a que los leads conseguidos por medio de otras estrategias se conviertan finalmente en clientes. Por tanto, una buena estrategia y gestión convertirá una newsletter en una lista de contactos con un alto porcentaje de conversión.

Ventajas de las newsletters

Crear newsletters para entablar un canal de comunicación con los prospectos trae consigo una serie de ventajas, tanto para las empresas como para quienes las reciben. Veamos algunas de ellas.

1. Los newsletter aumentan el conocimiento sobre tu mar

Pueden enfocarse en brindar contenido que ayude a aumentar el conocimiento sobre una empresa y a comprender mejor los productos o servicios que ofertan, su funcionamiento y sus ventajas.

La información brindada tiene que ofrecer datos más amplios que los que pueden incluirse en anuncios, con el fin de motivar a los lectores a obtener más información al respecto. Para ello, se deben añadir enlaces que lleven a los lectores a páginas de su sitio web que den información más detallada.

2. Un newsletter puede mejorar la imagen de la empresa

A través de una newsletter, puedes exponer la experiencia y los conocimientos que tiene tu compañía y su personal. De esta forma, puedes generar mayor confianza en ella y posicionarte como proveedor potencial.

Tienes que brindar información valiosa y clara para tus clientes para que poco a poco puedas ir estableciendo liderazgo. Aquí es muy importante incluir enlaces a artículos que aborden temas importantes sobre tu sector y que resuelvan dudas que pudieran tener tus prospectos.

Para conocer las dudas o preguntas de los potenciales clientes puedes hacer investigaciones sobre las palabras clave más buscadas, las preguntas más comunes y los temas que más visitas generan.

Crear y enviar una newsletter te brindará notoriedad y será un recordatorio constante para ellos de que estás presente y de que te renuevas de forma continua. Este es un punto clave para aumentar tus visitas y tener mayor oportunidad de generar interés en las personas.

3. Con un newsletter lograr ampliar tu alcance en el mercado

Se debe trabajar con toda una estrategia detrás si se quiere tener éxito a través de las newsletter. Estudia antes qué información podría resultar más atractiva para los visitantes de tu sitio web y ofrece material especial.

Lo anterior, con el fin de conseguir datos de contacto de un mayor número de personas y lograr que se terminen suscribiendo a tu sitio. Esto puede ayudar significativamente a aumentar el público objetivo y seguir creciendo.

Si bien crear una newsletter no repercute de forma directa en las ventas, sí es una plataforma ideal para comenzar a generar confianza en las personas, aumentar el tráfico web e incrementar las posibilidades de hacer efectiva una venta.

4. Puedes lanzar productos mediante una newsletter

Las newsletter son ideales para promover productos o anunciar nuevos lanzamientos. Debes incluir la información más relevante sobre ellos y, como plus, puedes dar ofertas especiales, con la finalidad de reforzar el efecto de campañas promocionales y publicitarias.

Enviar ofertas exclusivas para lectores o suscriptores puede ayudarte a darle un valor particular a la publicación y a aumentar la fidelización de las personas al hacerlos sentir especiales y tomados en cuenta de forma especial.

5. Mejorar la relación entre clientes y personal

Como se mencionó antes, son una excelente opción para mantenerte en contacto con tus clientes y potenciales clientes.

Ofrecer contenido de interés y de valor te ayudará a conectar con ellos por tiempo prolongado, logrando la fidelización.

Asimismo, crear este canal te permitirá generar mayor confianza con ellos y ver qué puedes hacer para mejorar tu estrategia o mantenerla.

Un punto importante aquí es que realices publicaciones de forma periódica para que los prospectos te tomen en serio.

6. El costo de los newsletter es bajo

Las newsletters demandan un costo muy bajo, por lo que son una herramienta mucho más rentable, debido a que te permiten no solo ahorrar dinero, sino también tiempo.

De esta forma, también te verás beneficiado al poder destinar esos recursos ahorrados en otras campañas o en cosas que necesite tu compañía para seguir creciendo.

7. Es fácil medir el alcance de una newsletter

Enviar newsletters ofrece una buena tasa de apertura porque se envía a un público repetitivo, además de que proporciona resultados instantáneos rastreables.

A los suscriptores también les da ventajas, como el poder interactuar de manera fácil e inmediata con la empresa y promover el diálogo entre ellos.

Algunas de las métricas que se pueden medir al enviar newsletter son las siguientes:

· Correos no enviados de forma correcta porque no existen los destinatarios o por problemas con el servidor

· Cantidad de usuarios que abrieron y que no abrieron la newsletter

· El número de personas que se dieron de baja luego de recibir la newsletter

· Información sobre los dispositivos a través de los que abrieron la newsletter

· La cantidad de clic en los enlaces

No todas se pueden medir en todas las plataformas, por lo que debes pensar bien qué datos deseas monitorear y, con base en eso, elegir la que mejor se adapte a tus necesidades.

8. La newsletter permite ventas directas e indirectas

Las newsletter son una excelente herramienta para lograr un mayor número de ventas, sea de manera directa (enviando información comercial sobre tus productos y servicios) o indirecta (influyendo de manera sigilosa en tus suscriptores).

Ahora que sabes todas las ventajas que puede traer consigo el implementar una estrategia que implique la creación de newsletter, déjame hablarte sobre cómo puedes hacer una.

¿Cómo crear una newsletter?

A continuación, te mencionaré once aspectos que deben considerar si deseas crear una newsletter exitosa y verte beneficiado.

1. Piensa en tus objetivos y en el contenido que enviarás

El envío de contenido en las newsletter siempre va a depender de nuestros objetivos. Si ya tienes un blog con contenido valioso, tendrás que comenzar a investigar el proceso de compra, es decir, las fases por las que atraviesan tus clientes hasta que cierras un trato.

De acuerdo con la etapa en la que se encuentre cada uno de tus suscriptores, tienes que decidir qué tipo de contenido puede ser útil para que continúe avanzando por el embudo de ventas.

2. Elige una plataforma de Newsletter

Para que tu estrategia dé los resultados esperados, es fundamental que emplees una plataforma especializada para realizar tus envíos. Esta tiene que poseer todas las funcionalidades básicas y necesarias para que tus campañas puedan ser 100% efectivas.

Algunas de las herramientas que debes tener en cuenta y que no pueden faltar son los siguientes:

  • Campos personalizados
  • Segmentación de listados
  • Creación de formularios
  • Campañas test A/B
  • Reportes en tiempo real

Estas son las de base, pero debes analizar todo lo que tu empresa necesita para poder elegir la plataforma que mejor responda a lo que requieres.

3. Realiza una segmentación de tus envíos

Muchas organizaciones caen en el error de crear newsletter sin segmentar sus bases de datos y terminan confundiendo estas con los correos masivos. Es una de las equivocaciones más comunes.

Para triunfar con las newsletter, una de las claves es emplear la personalización, lo que ayuda a humanizar tu marca.

Por ello, tienes que estar atento a las necesidades, características e intereses de tus contactos y conocer por qué se suscribieron. Esto te ayudará a crear una estrategia mucho más efectiva, pues podrás enviarles información que resulte valiosa y relevante para ellos.

La segmentación permite conformar grupos de personas con características similares para, posteriormente, enviarles contenido que se adecue a lo que necesitan o quieren. Aquí no se trata solo de tomar en cuenta la ubicación geográfica, sino, sobre todo, sus comportamientos.

4. Escoge qué formato emplearás

Tienes que saber qué quieres generar con tus newsletter y tomar en cuenta aspectos funcionales, como cuán atractivo necesitas que sea, qué tan pesado será y la fluidez o la facilidad que tendrá para que sea fácil de leer por tus suscriptores.

Algunos formatos dan mayor libertad en cuanto a diseño, pero son más pesados y pueden caer en SPAM si no se respetan determinados requerimientos al codificarlos; otros no corren ese riesgo, pero pueden resultar mucho menos llamativos.

Escoge el formato que mejor se ajuste a tus destinatarios y a lo que deseas conseguir a través de cada newsletter.

5. Elige tu campo de acción

Atraer la atención de potenciales clientes implica enfocarte en un nicho particular. Cubrir muchos temas podría hacer que termines por no llamar la atención de nadie. Lo ideal es elegir uno o dos campos principales para que los usuarios interesados de verdad lean lo que les envías.

Trata de que el contenido de la newsletter sea breve e incluya links que lleven a páginas que amplíen la información brindada, ya que la mayoría de personas suele escanear los correos y nunca leerlos por completo.

6. Dale una buena estructura a tus newsletters

Una buena estructura es fundamental para darle fluidez a la lectura y facilitarles el proceso a tus suscriptores, lo que aumentará las probabilidades de que lean todo el contenido de tu newsletter.

Para que sea más sencillo, puedes definir una forma base que esté presente en cada uno de tus envíos, es decir, decidir qué partes o secciones no pueden faltar, como el encabezado, el cuerpo y el pie del correo.

7. Define el asunto de tu newsletter

El asunto es una de las partes clave, ya que será lo primero que tus contactos verán. Este determinará, en gran medida, si las personas abrirán tu correo o no. Algunas de las cosas que debes tener en cuenta para mejorar este apartado son:

  • Ser original y creativo
  • Trata de generar expectativas
  • Brinda una sensación de urgencia
  • No emplees verbos que pudieran apuntar a SPAM

Estos aspectos son fundamentales para que tu newsletter sea leída y no termine en la bandeja de eliminados.

8. Decide qué llevará tu pie de correo

Una de las cosas que no pueden faltar al final de tu newsletter son los íconos de redes sociales que envíen directamente a los mismos. Esto ayudará a los usuarios a que tengan presentes los medios por los que pueden contactarte de manera directa.

Otro elemento que no puedes dejar fuera de tu pie de correo son los datos de contacto para que puedan comunicarse de manera más formal contigo.

9. Emplea multimedia que impacte

El texto es importante, pero no puedes olvidar el componente visual. Las imágenes son excelentes para atraer la atención de los potenciales clientes.

Solo ten cuidado porque muchas veces estas no se muestran, a menos que el destinatario habilite la opción. Por ello, es mejor que no centres el peso de tu newsletter en ellas.

10. Utiliza el poder del Storytelling

La mayoría de las personas ama las historias, por lo que el Storytelling se ha convertido en una buena técnica dentro del marketing. El Storytelling ayuda a que las personas se identifiquen con ciertas situaciones, lo que vuelve atractivo el contenido y aumenta el engagement.

Algunas de las formas más comunes de hacer Storytelling es incluyendo entrevistas a colaboradores, anécdotas de tu organización o casos de éxito. Estos tres elementos dotan de una particularidad a tu empresa y pueden ser clave dentro de tus newsletters.

11. Escucha a tus suscriptores

A los suscriptores les gusta sentirse escuchado, por ello, es importante que muestres interés en ellos; esto siempre trae buenos resultados.

Una forma fácil de hacerlo a través de la newsletter es incluyendo una sección en la que los usuarios puedan enviar comentarios o sugerencias. Asimismo, puedes lanzar preguntas o encuestas cortas para conocer qué opinan de tu contenido y saber si tienes que añadir o modificar algo en las newsletters.

Ahora que sabes qué elementos debes tomar en cuenta a la hora de crear una newsletter, pasemos a los elementos formales que tienes que considerar dentro de ella.

Elementos formales que debe incluir una newsletter

1. Remitente

Al enviar newsletter es muy importante que emplees siempre un remitente con dominio propio y que incluyas el nombre de tu compañía, ¿por qué? Porque así será fácil que los usuarios lo identifiquen y lo abran.

De no hacerlo, se podría confundir con correos masivos y generar desconfianza y hasta molestia por parte de las personas, lo que podría provocar que ya no deseen recibir tu material y pierdas oportunidades valiosas.

Nunca se recomienda utilizar un email de Hotmail, Gmail o Yahoo, pues además de que provoca cierta desconfianza, existe la posibilidad de que los servicios de correo rechacen dichos mensajes o que los marquen como spam.

2. Asunto

El que una persona decida o no abrir tu correo depende en gran medida del asunto que elijas, así que presta mucha atención a esta parte.

Dedica el tiempo suficiente para redactar el asunto y echa a volar tu imaginación para idear una forma de llamar la atención de tus lectores. Trata de ser breve, objetivo y creativo para despertar su curiosidad y lograr tu cometido: que lo abran e interactúen con él.

3. Contenido

Como ya se mencionó, el contenido tiene que ser relevante y valioso para que tus suscriptores quieran seguir recibiendo tu newsletter. A nadie le gusta tener la bandeja de correo llena de contenido que no tiene sentido para ellos o que no es importante.

Por ello, es fundamental que elijas muy bien el contenido que enviarás y que decidas cada qué tiempo lo harás.

Lo ideal es que el contenido sea mayormente educativo para que puedas crear empatía con tus lectores y vayas generando autoridad dentro de tu área. Puedes hacer algunas pruebas para saber qué funciona y qué no, con el fin de ir modificando el material que contienen las newsletters.

4. Envío

Es importante que consideres emplear una plataforma de Email Marketing para realizar los envíos, ya que esta nos permite crear un canal de comunicación formal y rápida con los destinatarios.

Una vez que hayas creado la newsletter, podrás enviarla de forma automática y sencilla a tu lista de contactos. Si esta lista es reducida, puedes poner en marcha estrategias de captación de leads.

Algunos elementos que debes considerar para que tus newsletters funcionen

Crear newsletters efectivas puede no ser tan sencillo, por ello, me gustaría tocar algunos puntos importantes que pueden marcar la diferencia entre un buen envío y una newsletter que termine en la bandeja de spam.

Si quieres generar una buena newsletter, toma en cuenta lo siguiente:

Construye una buena base de datos

Sin una base de datos, sin duda, no hay newsletter. Es a esta base a donde envías tu nuevo material y para que tenga un mayor alcance y existan más posibilidades de lograr resultados, es importante que esté actualizada, activa y que sea un tanto amplia.

Estos tres últimos elementos serán clave para que puedas conseguir buenas métricas y tengas mayores posibilidades de alcanzar tus metas u objetivos.

Presta atención al diseño

Si bien el contenido es clave y funge como protagonista principal, debes prestar también atención en el diseño del correo. Es importante que cuentes con un equipo de diseño que cree una plantilla adecuada para que este medio de comunicación funcione de mejor manera.

El diseño del correo tiene que estar alineado con el objetivo del mismo. Además, se tiene que prestar atención a las llamadas de acción, para saber dónde y cuándo introducirlas. Añadir elementos que no aportan, nunca valdrá la pena.

Cuida el tono de los correos

El tono en que se escribe en las newsletters es fundamental. Lo ideal es utilizar un tono amistoso, amble y cercano, a través del cual vayas introduciendo el contenido, pero no de una forma intrusiva.

Los correos deben servir para generar cercanía y confianza y no significar una molestia para los suscriptores; por ello, tienes que saber dosificar el contenido. A ninguna persona le gusta recibir una y otra vez la misma información o promoción, así que ten cuidado.

Decide fechas concretas de envío

Si tu newsletter es semanal, decide un día de la semana en concreto para que se envíe; en caso de ser mensual, podrías decidir una fecha o un día de la semana, por ejemplo, el último viernes de cada mes. De esta forma, crearás un hábito en los lectores también.

Emplea la personalización

Los elementos de personalización siempre ayudan, desde utilizar el nombre del destinatario hasta elegir cada contenido para cada persona, según la fase de compra en la que se encuentre.

La newsletter, entre más se ajuste a las características y necesidades de los lectores, más probabilidades hay de que aumente su efectividad y puedas conseguir un nuevo cliente.

No podemos enviar el mismo correo a la persona que acaba de suscribirse, que podría tener dudas sobre los productos o servicios, que a aquella que ya lleva tiempo en nuestra lista y ha recibido varias newsletters, por lo que se encuentra, quizás, en una fase ya de venta.

Conclusión

Todos los aspectos que hemos visto a lo largo de este artículo son clave para que crees una newsletter efectiva y enfocada en lo que necesitas y lo que necesitan tus clientes o prospectos.

Si tenías alguna duda sobre lo mucho que pueden ayudar las newsletters y no estabas listo para empezar a crearlas y utilizarlas, espero que con esta información se hayan disipado y te animes. ¡No dejes ir una gran oportunidad para tu negocio!

Si conoces algunos tips o consejos para crear newsletters efectivas que yo haya pasado por alto, por favor, déjamelos en los comentarios. Será un placer leerte y tomarlos en cuenta para próximas publicaciones.