Seguramente, alguna vez –o varias veces—mientras navegabas por internet, te topaste con la palabra Shopify y, si tu curiosidad fue a más, investigaste de qué se trataba o a qué hacía referencia este nombre.

Aquí te contaré todo sobre Shopify, cómo surgió, cuál es su enfoque y qué ventajas brinda a los usuarios dentro del mundo de los negocios.

Sin más, empecemos con un poco de la historia de esta plataforma de e-commerce.

¿Cómo surgió Shopify?

Shopify es una empresa, fundada en 2004, que inició su travesía gracias a que un grupo de snowboarders estaba en busca de una forma efectiva y sencilla de vender y entregar equipamiento para realizar este deporte en diferentes partes del mundo.

Al no encontrar una solución a su problema, este grupo decidió crear esa solución y así fue como nació Shopify. Interesante, ¿no? Así funcionan los negocios: si no encuentras lo que buscas, constrúyelo y después, incluso, podrás venderlo.

Los fundadores son Tobias Lüke, Daniel Weinand y Scott Lake, quienes únicamente querían abrir una tienda en línea, a la que llamarían Snowdevil, y terminaron construyendo toda una plataforma de venta online.

Shopify empezó a funcionar dos años más tarde, en junio de 2006, y a partir de ese momento, solo fue en ascenso, creando alianzas con diferentes compañías, como Apple, y adquiriendo nuevos desarrolladores web para llegar a más rincones y a más personas que tuvieran su misma necesidad.

En 2007, Shopify fue finalista en los CNET Webware Awards y amplió su plantilla de 40 personas a 140 de 2010 a 2012. Un año más tarde, llegó a los 300 empleados y ya para este año (2020) alcanzó los 5,000 colaboradores, quienes se encuentran repartidos en diecisiete oficinas, ubicadas en doce países.

¿Qué es Shopify?

Shopify es una plataforma de e-commerce que ofrece servicios relacionados con la construcción de tiendas en línea, a través de las cuales puedes vender tanto productos físicos como digitales.

Lo realmente atractivo es que las personas no necesitan contar con una formación especializada para poder montar su tienda online; pueden hacerlo sin contratar ni gastar en agencias de diseño o desarrollo web.

Para ello, cuenta con plantillas, gratuitas y de pago, al tiempo que permite que quienes tengan más experiencia en cuestiones técnicas tengan la oportunidad de desarrollar su propia plantilla desde cero.

Lo único que necesitas para comenzar a utilizar Shopify es acceder a su sitio web, añadir un correo electrónico para crear tu tienda en línea, dar los datos que te pide, escoger un plan de pago y elegir la plantilla que quieras utilizar; tiene más de 100.

Ventajas de usar Shopify

Shopify es perfecta para aquellas personas que desean incursionar en el mundo de las tiendas en línea y también para las empresas que ya están bien asentadas en el mercado. Pero antes, debemos ver realmente si se cuenta con el presupuesto para hacer frente a los pagos que se deben realizar de acuerdo con el plan que se elija.

Porque sí, no es una plataforma libre, así que tendrás que pagar para utilizarla. Si te interesa, cuenta con una versión de prueba de 14 días para que puedas saber con más claridad cómo funciona. De igual forma, más adelante, te hablaré sobre los planes disponibles en Shopify.

Por ahora, centrémonos en cada una de las ventajas que brinda Shopify para que te convenzas de que es para ti.

Tu e-commerce, en pocos pasos

¿Te imaginas poder crear una tienda en línea realizando pocos pasos y sin necesidad de lidiar con hostings y demás complicaciones? ¡Shopify vuelve esto realidad!

Brinda una interfaz simple, intuitiva y accesible, por lo que podrás familiarizarte con ella en cuestión de minutos, sin mayor problema.

Esta plataforma busca que los usuarios no tengan que dedicar horas y horas para atender estos detalles, sino que puedan comenzar a vender desde el primer día sin complicaciones innecesarias.

Personalizable

Shopify cuenta con más de 150 temas y plantillas entre las que podrás elegir aquella que se adapte de mejor manera a la idea de tu tienda y la imagen que quieres proyectar.

Asimismo, tienes la libertad de personalizar los temas que se incluyen de manera fácil y rápida, sin tener conocimientos de HTLM y cuenta con una app store, en la que podrás encontrar nuevas funcionalidades o herramientas para mejorar o perfeccionar el diseño.

No tienes que preocuparte por el hosting

Si no sabes nada sobre lenguajes de programación, no tienes que preocuparte porque cuenta con todo lo necesario para emprender tu tienda en línea.

A los usuarios con mayor experiencia les brinda la posibilidad de editar los códigos de los temas en caso de que lo deseen, por lo que las opciones en cuanto a personalización son casi ilimitadas.

Además de todo esto, Shopify se encarga del alojamiento web, por lo que los usuarios solo deben enfocarse en gestionar su tienda, incrementar las ventas y lograr la fidelización.

Tu tienda, al encontrarse en la nube, no presentará retrasos en la carga, como puede suceder con un sitio cuyo hosting no cuenta con la capacidad necesaria. Asimismo, no hay un límite de productos; podrás subir todos los que tengas en inventario con la seguridad de que siempre estarán visibles.

Es una plataforma robusta que puedes adaptar a móviles, tabletas y escritorio.

En estos tiempos, es mucho más común que se logren o cierren ventas por medio de los dispositivos móviles.

Por ello, es muy importante contar con un diseño responsivo que se adapte de forma óptima en tabletas o teléfonos móviles. Esto no es una opción, sino una necesidad y hay que responder a las demandas de los usuarios, de lo contrario, nos quedamos atrás y perdemos oportunidades.

Buena atención al cliente

Otra de las ventajas de Shopify es que cuenta con un servicio de soporte técnico y atención al cliente muy eficiente.

Está disponible en varios idiomas y pone a disposición de los usuarios recursos útiles e interesantes, que te ayudarán a gestionar de mejor manera tu tienda en línea, tales como las comunidades y las diferentes guías informativas que se encuentran en la sección de Centro de Ayuda.

Si necesitas establecer contacto directo con la plataforma, puedes enviar un correo electrónico o comunicarte por medio de redes sociales. Los tiempos de espera para recibir una respuesta son muy cortos.

Varias opciones de pago

Los negocios están en constante transformación gracias a la tecnología y el tener una tienda virtual tiene que ver con ello, pues uno de los fines es poder llegar a más rincones del mundo y esto no sería posible sin que hubiese facilidades en cuanto a los métodos de pago.

Con Shopify no tendrás que preocuparte por eso, ya que cuenta con más de 100 divisas, que te permitirán vender tanto de forma local como a nivel mundial, y diferentes plataformas de pago.

Se adapta a lo que necesitas

Shopify, como veremos más adelante, cuenta con planes que van desde lo básico hasta lo más avanzado, por lo que podrás encontrar aquel que se adapte a lo que tú y tu negocio necesiten a un precio justo.

SSL gratuito

Todas las tiendas en línea deberían tener instalado un certificado de seguridad. El SSL (Secure Sockets Layer) es un protocolo que permite la autenticación, el cifrado y el descifrado de datos que se intercambian por medio de la red.

Es decir, sirve para proteger información confidencial o delicada que se envía entre dos sistemas, en este caso servidor y cliente, para impedir que alguien tenga acceso a ella y hago un mal uso.

El SLL es el candadito que aparece en la barra de dirección del navegador y, sin duda alguna, es indispensable contar con este cifrado. Sinceramente, yo no compraría en una tienda que no lo tuviera, ya que no habría garantías en cuanto a la protección de mi información. ¿Tú sí?

Esta opción está incluida en cualquier plan de Shopify, así que no tendrás de qué preocuparte.

Actualizaciones automáticas

Otra gran ventaja de Shopify es que cuenta con un servidor líder en el mercado, que implementa las actualizaciones en tu e-commerce de manera automática, así que no tendrás que ocuparte de eso: Shopify lo hace por ti.

Recuperación de carritos abandonados

De acuerdo con Emprende Pyme, la tasa de carritos abandonados está entre el 55 y 80%, cifra que depende de múltiples factores, pero de cualquier forma, resulta sorprendente porque quiere decir que se podrían lograr muchas más ventas si hubiese forma de recuperar los carritos abandonados, al menos algunos.

Una de las técnicas más utilizadas para conseguirlo es enviar emails de recordatorio o de persuasión.

Esta información también te permite determinar ciertos patrones para saber por qué tus clientes se quedaron en medio de la compra y no la completaron, con el fin de que realices algunos cambios y tengas mayor éxito en las siguientes oportunidades.

Banco de imágenes

Shopify incluye un banco de imágenes totalmente gratuitas que puedes utilizar para tu tienda virtual. Solo debes tener cuidado a la hora de elegir las dimensiones, ya que, si son muy grandes y pesadas, podrías terminar perjudicando el posicionamiento de tu e-commerce.

Vender en marketplace

Esta es una gran ventaja porque te permite ampliar la exposición de tu marca. Shopify, como mencioné anteriormente, cuenta con muchas aplicaciones; entre ellas, se encuentran aquellas que permiten integrar tu tienda virtual en distintos marketplaces, como Amazon, Wish, eBay, y otros.

Si uno de tus objetivos es tener un mayor alcance, no puedes perder de vista esta opción, ya que podrías llegar a muchísimos más clientes interesados en adquirir tus productos.

Dropshipping

Shopify te permite hacer Dropshipping con miles de productos, lo que te ayudará a ampliar el catálogo de tu tienda en línea tanto como tú desees.

Si quieres emprender un negocio online, pero no cuentas con mucho dinero para invertir, esta es una buena opción, pues puedes empezar a vender sin necesidad de acumular stock. Solo debes tener cuidado en cómo ejecutas tu estrategia.

Herramientas para crecer

Con esta plataforma no solo puedes crear tu tienda online, sino también hacer crecer tu negocio de manera relativamente sencilla porque ofrece herramientas de marketing digital que te permiten lograrlo.

Cuenta con herramientas de SEO, que es fundamental para colocarte dentro de los primeros lugares de los motores de búsqueda y generar más visitas, tales como subtítulos, títulos personalizados, temas que generan automáticamente etiquetas de título, entre otras.

Planes en Shopify

Ahora sí, pasemos a lo que realmente importa, pues queramos o no, la cuestión de los precios es uno de los factores principales a la hora de tomar una decisión y montar un negocio en línea no es la excepción.

Shopify ofrece cinco planes a elegir. A continuación, te mencionaré cada uno de ellos para que veas cuál te conviene más.

Shopify Lite: 9 USD (200 MXN) al mes

Basic Shopify: 29 USD (650 MXN) por mes

Shopify: 79 USD (1,780 MXN) al mes

Advanced Shopify: 299 USD (5,200 MXN) mensuales

Shopify Plus: en este plan, los precios varían, pero comienzan en 2,000 USD al mes (45,000 MXN)

Algunas diferencias entre los planes Basic, Shopify y Advanced están relacionadas con el número de cuentas disponibles para empleados, la generación de informes avanzados y los cargos por transacción.

Si eliges el plan Lite, podrás comenzar a vender artículos de manera ilimitada, pero no tendrás la posibilidad de construir una tienda online 100% funcional.

Shopify Lite más bien se integra como un sitio web o una página de redes sociales ya existente.

Si cuentas con algún blog y decides empezar a vender algunos productos, esta versión te permitirá mantener el mismo blog e integrar algunos productos para ponerlos a la venta desde ese sitio. Asimismo, puedes utilizar la plataforma en una tienda física para gestionar inventarios.

Conclusión

Si quieres comenzar a vender por medio de internet, Shopify es una excelente opción, pues te permitirá tener un mayor alcance y, por tanto, un incremento en tus ventas de forma rápida y sencilla.

Se trata de una de las plataformas de e-commerce más utilizadas a nivel mundial, tanto por pequeños negocios como por grandes empresas, y tu marca podría ser parte de esta lista que confió en Shopify para comenzar a tener presencia en la era digital.

Ahora que conoces todas las ventajas que ofrece Shopify, ¿qué esperas para empezar a utilizar esta plataforma?