Skip to content

    Redacción SEO: 30 consejos para escribir para personas y Google

    Redacción SEO: 30 consejos para escribir para personas y Google

    Uno de los grandes retos que enfrentan los creadores de contenido es escribir para motores de búsqueda sin dejar de lado la importancia de atraer a las personas. La redacción SEO es la clave en este proceso.

    Con estos consejos, podrás incrementar las visitas a tu blog. Lo mejor de todo es que no es tan complicado como puedes pensar. Solo tienes que centrarte en resolver una problemática y atraer a tus clientes ideales. 

    Pero… ¿cómo diseñar contenido para estos dos objetivos? Para eso sirve la redacción SEO, así que no te preocupes. Hoy aprenderás a conseguirlo con estos consejos.

    Empecemos por lo básico…

    ¿Qué es SEO?

    El Search Engine Optimization es el proceso mediante el que optimiza un contenido para que aparezca en los motores de búsqueda en una posición más o menos alta. 

    Piensa… ¿qué es lo primero que haces al tener una duda? Te diriges a Google, colocas las palabras clave de dicha duda y presionas Enter. Enseguida, sale una lista de resultados relevantes para el término de búsqueda.

    Todos estos resultados aparecen como consecuencia de la optimización de motores de búsqueda. 

    ¿Qué es la redacción SEO?

    La redacción SEO es la técnica de escribir de forma optimizada para los motores de búsqueda.

    El objetivo es lograr que los contenidos se posicionen de mejor manera que otros dentro de los resultados en las SERPs. 

    Esta acción es clave para cualquier sitio web, en específico, los blogs, porque si no se optimizan los contenidos, difícilmente aparecerán en una buena posición dentro de Google.

    Está bien que escribas por pasión, pero de poco servirá generar contenidos increíbles y especializados si no se posicionan y, por tanto, nadie los leerá. 

    Por eso, además de tomar en cuenta los algoritmos de Google y todas las condiciones de un buen SEO, debes escribir para tus usuarios, es decir, indagar en sus modos de búsqueda, las tendencias, sus dudas y más para ofrecerles respuestas adecuadas. 

    Google emplea algunos indicadores para saber si un contenido es valioso y responde a las dudas de los usuarios. Si se cumple, es más factible que te coloque por encima del resto. Aquí entran en juego factores como permanencia en la página, número de páginas vistas, entre otros.

    Entonces, si tus contenidos, además de estar bien optimizados para Google, aportan valor a los usuarios, hay más probabilidades de que tengas un mejor lugar en Google. 

    Qué considerar para una buena redacción SEO

    Una adecuada redacción SEO debe tomar en cuenta algunos pasos para poder tener éxito en la estrategia de contenido y posicionamiento web.

    Necesitas:

    • Conocer cuál es tu audiencia
    • Determinar qué objetivos o metas tienes a partir de tu estrategia SEO
    • Analizar qué está haciendo tu competencia (qué términos tienen posicionados) para poder vencerla
    • Realizar una búsqueda de palabras clave exhaustiva para saber qué términos son relevantes para tu negocio
    • Determinar qué tipo de contenidos te ayudará a potenciar tu estrategia y la intención de búsqueda detrás
    • Planificar una estrategia de contenidos con fechas para realizar todo en tiempo y forma
    • Tener una estructura base de contenido para cada post que vas a hacer

    30 consejos para optimizar tus contenidos con redacción SEO

    1. Pon atención en tu título

    Tu palabra clave siempre tiene que estar en el H1 (título), que debe ser único. De preferencia, trata de colocarla lo más pegada a la izquierda posible. 

    Así será más sencillo que Google identifique de qué término se trata o de qué va tu contenido y si es valioso, lo irá posicionando cada vez mejor.

    Además de esto, también trata siempre de crear titulares llamativos, que atraigan la atención de las personas. 

    2. Incluye palabras clave

    Siempre que elijas escribir, es necesario que elijas el tema de tu artículo y realizar una búsqueda de palabras clave a incluir dentro de tu post. 

    Puedes emplear diferentes herramientas SEO para esto, como SEMrush o Ahrefs.

    Es importante que la palabra clave esté en:

    • Título
    • Primer párrafo (de preferencia primera línea)
    • H2 y H3
    • Última línea del post
    • Enlaces
    • Texto alt de imágenes

    Asimismo, no olvides incluir sinónimos de tu palabra clave principal, por ejemplo, si tu keyword es Redacción SEO, puedes usar variaciones como:

    • Optimizar contenidos SEO
    • Cómo generar texto SEO
    • Texto SEO
    • Etcétera 

    Estas variaciones tienen que estar dentro del texto, pero sin que sean demasiado repetitivas o que estén presentes siempre bajo la misma forma. 

    3. Esfuérzate por crear una buena introducción

    Saber crear una buena introducción es clave para la redacción SEO porque es lo que permitirá que los usuarios pasen más tiempo en tus contenidos, y esto es premiado por Google.

    Desde las primeras líneas, trata de enganchar a quienes te pueden leer, dando datos duros o haciendo una afirmación controversial, que más tarde deberás desarrollar. 

    A veces, parece complicado, pero con la práctica irás viendo que no lo es.

    4. Enlazado interno

    Los motores de búsqueda rastrean internet saltando de enlace en enlace para hallar nuevas páginas e incluirlas o indexarlas. 

    Por eso, es importante incluir enlaces internos, ya que estos guían a los bots de los buscadores al momento de rastrear tu sitio web. Entre más enlaces internos tenga una página, podría ser más relevante, pero NUNCA abuses. 

    Lo ideal es que agregues un enlace interno relevante en el primer párrafo y 3-5 más, dependiendo de la extensión del contenido en cuestión. 

    5. Enlazado externo

    El enlazado externo también es importante dentro de la redacción SEO porque te permite generar vínculos con otros sitios de autoridad. A veces, cuando enlazas a una web y se da cuenta, te lo devuelve siempre y cuando sea relevante tu sitio web.

    La recomendación es incluir al menos un enlace externo a una web con autoridad para ofrecer más valor a los usuarios y que se vea como natural.

    A veces no se puede o simplemente no aporta valor, pero cuando sea posible, hazlo de forma estratégica.

    6. Evita el contenido duplicado

    Es muy importante que verifiques que no existe en tu sitio web un contenido que hable del mismo tema que quieres tratar, porque eso podría confundir a Google, al mostrar dos páginas distintas para una misma intención de búsqueda. 

    También debes evitar tomar contenido de otras páginas y simplemente pegarlo o maquillarlo para tu blog. Esto te traerá penalizaciones severas por parte de Google, así que mejor esfuérzate en crear contenido original.

    Claro que puedes tomar referencias, pero lo que no está permitido es hacer copy paste de manera directa. 

    7. Crea una buena estructura de encabezados (H1, H2, H3…)

    Los encabezados, que son las etiquetas H1, H2 y H3…, son muy importantes en cuanto a la redacción SEO porque es lo que permite crear el índice del contenido frente a Google.

    El título siempre debe ser H1 y ser el único. De ahí, los H2 y H3 varían según el tema, su extensión y todo lo que vayas a incluir. Por ejemplo:

    H1: Métricas de Inbound Marketing

           H2: ¿Qué es una métrica?

           H2: Principales métricas de Inbound Marketing

         H3: Tráfico web

         H3: Engagement

         H3: Leads

    H2: Cómo analizar las métricas de Inbound Marketing

         H3: Objetivos

         H3: Seguimiento

    Siempre incluye palabras clave en ellos para que Google pueda entender de qué se trata tu contenido y lo pueda posicionar en las páginas de resultados.

    8. Céntrate en la intención de búsqueda

    Puedes pensar que el término “tenis para correr”, con más de 13 mil búsquedas mensuales en México, podría ser una excelente idea para escribir una publicación de blog si te dedicaras a hablar sobre calzado o deportes, ¿cierto?

    intencion-busqueda-seo

    La realidad es que NO. 

    Esto se debe a que si vas a Google y pones “tenis para correr”, lo único que vas a encontrar es que las páginas que mejor posicionan para esta keyword son tiendas o negocios de comercio electrónico. 

    redaccion-seo-intencion-busqueda

    Por tanto, es casi imposible que Google posicione tu entrada de blog destinada a este tema, pues se sabe que este tema está ligado 100% con la compra y no con lo informativo.

    Así que siempre crea contenido adecuado para la keyword que elijas. Si no lo haces, nunca vas a poder clasificar. Lo siento, pero es la verdad. 

    Hay cuatro tipos de intención de búsqueda:

    • Informativo: las personas desean encontrar más información sobre un tema o producto.
    • Comercial: están considerando una compra y quieren conocer sus opciones.
    • De navegación: los usuarios tienen la intención de visitar una página en específico.
    • Transaccional: las personas tienen el fin de comprar un producto o servicio.

    9. Incluye siempre una metadescripción

    Siempre incluye una metadescripción en tu contenido, es clave cuando hablamos de redacción SEO. 

    Esto te ayudará a mejorar este snippet en los resultados de Google. Recuerda que el snippet es, básicamente, el título y la descripción de una página web.

    Considera que la metadescripción tiene que:

    • Tener 150 caracteres o más para que no se corte el texto.
    • Estar basada en la intención de búsqueda.
    • Estar redactada con lenguaje activo para animar a las personas a dar clic en tu artículo.

    10. Verifica la indexación de tu contenido

    Tienes que indicar a los motores de búsqueda que indexen o no tu nuevo contenido.

    Esto es clave para poder posicionar cualquier página dentro de los buscadores.

    En caso de no tener un sitemap de tu web, tienes que hacerlo para que tus páginas puedan ser rastreadas y empiecen a aparecer en Google.

    Este proceso de verificación es clave porque si tus páginas no están bien indexadas, por muy bueno que sea ese contenido, no van a existir para Google. 

    11. Redacta para personas

    Suena obvio pero a veces se pasa por alto.

    Lo primero que debes tener claro es que quienes van a leer tus contenidos o entradas son personas. 

    Claro, se trata de redacción SEO y por eso, puede haber consejos enfocados en complacer a los buscadores y cumplir con estándares, pero eso no es todo. 

    Los usuarios finales no son robots, sino humanos, que buscan resolver dudas o identificar un problema, por eso la redacción tiene que ser simple y pensada para ellos. 

    Algunos consejos son:

    • Lenguaje sencillo
    • Ideas concisas y breves
    • Buen uso de subtítulos y negritas
    • Párrafos de no más de 4 líneas
    • Uso de voz activa 

    12. Utiliza URL amigables

    Una URL amigable o URL semántica es sencilla de entender para los buscadores y los usuarios.

    ¿Qué se entiende mejor? www.mediasouce.mx/6jp895j o www.mediasource.mx/blog/marketing-digital. No hay duda: la segunda.

    Esa dirección se entiende enseguida y es limpia. Esto es importante porque desde ya Google y las personas saben de qué va tu página y qué pueden esperar al abrirla.

    Para lograrlo toma en cuenta algunos elementos:

    • Que sea corta 
    • Que incluya la palabra clave
    • No uses signos de puntuación
    • No uses acentos ni caracteres especiales (la ñ tampoco)

    13. Etiqueta tus contenidos

    Siempre que sea posible, trata de tener categorías en el blog de tu sitio web.

    Esto ayudará a separar los contenidos según su tipo, temática y distribución de la información, facilitando que las personas puedan navegar y encontrar lo que están buscando.

    Trata de tener de 1-10 categorías y que la separación sea estratégica, dependiendo del giro de tu empresa, sus servicios, etc.

    Las categorías actúan como un esqueleto de un blog y permiten saber qué tipo de contenidos pueden encontrar en él y descubrir nuevos temas de interés.

    14. Densidad de la palabra clave

    No hay un indicador específico sobre la densidad de la palabra clave, pero sí existen rangos.

    De preferencia, que esta sea de entre el 1 y 2%, pero si no cumples con el mínimo, no te preocupes. Google no deja de cambiar y privilegia otros aspectos, como dónde colocas dicha palabra clave y los sinónimos.

    Recuerda que hacer una repetición constante de la keyword, de manera aislada y sin sentido, puede ser contraproducente, así que no la uses solo por usar. 

    15. Cantidad de palabras

    Según HubSpot, los artículos que se encuentran en las primeras posiciones de Google tienen en promedio 1890 palabras.

    ¿Esto quiere decir que debes hacer tus post de esa extensión? ¡Por supuesto que NO! Siempre enfócate más en brindar calidad y valor.

    Si tu entrada tiene 2,000 palabras pero no es novedosa ni relevante, créeme que NO va a posicionar, porque será superada por otras que sí den valor a los usuarios o que aporten un punto de vista diferente. 

    Esto de las palabras solo debes tenerlo en cuenta para tampoco crear entradas de menos de 300 o 500 palabras. Pocos contenidos de esta extensión triunfan.

    16. Ojo con la canibalización SEO

    La canibalización SEO se da cuando dentro un mismo sitio web se intenta posicionar por una misma palabra clave con diferentes entradas o contenidos.

    Muchas veces, se emplea la misma keyword para tratar temas diferentes, por ejemplo, en nuestro blog tenemos:

    Si bien, los temas son diferentes, hemos cometido el error de tratar de posicionarnos por la misma palabra clave, lo que ha afectado nuestro primer contenido, porque la intención de búsqueda no es la correcta para esa keyword.

    Lo mejor, en este caso, es unificar el contenido, poniendo un apartado de fuerza de ventas y redes sociales, pues en cuestiones de SEO, lo ideal es concentrar los esfuerzos de posicionamiento para una determinada keyword en un único contenido. 

    Para evitar estas fallas, la recomendación es tener calendarios de contenido, así sabrás qué se ha hecho, pues a veces es difícil llevar el control, sobre todo, cuando ya se ha producido mucho. 

    17. Optimiza imágenes

    El aspecto visual es igual de importante que todo lo relacionado con el contenido escrito.

    Sin embargo, debes saber que tienes que optimizar las imágenes para que sumen a tu posicionamiento web. 

    Deben tener un título y una etiqueta ALT adecuados, así podrán aparecer en los resultados de imágenes de los buscadores.

    Recuerda que los espacios no existen para las imágenes, lo correcto es usar guiones, por ejemplo: 

    NO: redaccion seo consejos

    SÍ: redaccion-seo-consejos

    También verifica el tamaño y peso de las imágenes para que puedan cargar rápidamente en tu sitio web. 

    18. Emplea call to action en tus contenidos

    Los call to action o llamados a la acción ayudan a aumentar el porcentaje de conversión si se tiene una estrategia.

    Lo ideal es incluir alguno en forma de banner o botón en el primer tercio de la entrada de blog y otro más o menos al final. 

    Esto ayudará a tu estrategia de posicionamiento y también a que consigas mejores resultados en tu negocio al convertir a tus visitantes en leads.

    19. Haz cambios en los contenidos

    Los contenidos nunca son estáticos. Tienes que actualizarlos de vez en cuando para que estén siempre al día, con información fresca y útil.

    Siempre que realices esta tarea, modifica la fecha de publicación a cuando hiciste los cambios y dales empuje a través de redes sociales.

    En ocasiones, tendrás que extender con datos útiles para optimizar, así que presta atención a ello cuando te pongas en esta tarea.

    20. Utiliza palabras clave secundarias

    Además de las palabras clave principales, también debes utilizar las keywords secundarias dentro de la estructura de tu contenido para posicionarlo.

    Se trata de variaciones de la palabra clave principal y el objetivo de usarlas dentro de la redacción SEO es crear un registro de los términos de búsqueda, que se puede llamar corpus lingüístico. 

    Con esto, es más fácil que Google haga una vinculación rápida y tu entrada aparezca en más búsquedas relacionadas semánticamente. 

    21. Evita el clickbait

    Dentro de la redacción SEO es muy importante la calidad del contenido, por lo que queda totalmente prohibido escribir información falsa, engañosa o de dudosa procedencia.

    Muchos sitios web usan titulares llamativos y mentirosos para atraer el clic y conseguir visitas, pero en realidad, cuando uno entra al artículo, se da cuenta de que no tiene nada que ver con lo prometido y se van decepcionados.

    Tal vez te ayude a conseguir visitas, pero si enseguida se van y nunca más vuelven, ¿de qué servirá? De nada. Solo dañará tu reputación y hará que tu puntaje ante Google baje. 

    22. Mantente siempre actualizado

    No es ningún secreto que es importante que como redactores estemos siempre al día en cuanto a la información.

    Por eso, es clave que te mantengas actualizado, que investigues y detectes temas de interés de manera anticipada. Así será mucho más fácil posicionar tu contenido en Google. 

    Además, también te permitirá crear artículos más ricos tanto en forma como en contenido. 

    No te conformes con hacer un post pasable. Trata de siempre crear post increíbles, que enamoren a tus usuarios. 

    23. Haz un calendario editorial

    Un calendario editorial es indispensable para la redacción SEO y para toda estrategia de marketing digital. 

    Recuerda que los motores de búsqueda valoran que un sitio web suba información de manera continua, así que un calendario te ayudará a tener una buena distribución de contenido a lo largo del año. 

    Incluye toda la información relevante, como:

    • Formato del contenido 
    • Título
    • Fecha de publicación
    • Quién lo hará
    • Cuál es el objetivo
    • Etcétera

    24. Emplea herramientas para tener más ideas en cuanto a estructura

    Si tienes dudas sobre cómo estructurar tu contenido, puedes emplear diferentes herramientas de palabras clave.

    Por ejemplo:

    • Las sugerencias de Google. Solo tienes que teclear la palabra clave a atacar y te saldrán ideas. 

    sugerencia-google-keywords

    • Sección “people also ask” de Google. Aquí aparece lo que la gente más se pregunta sobre un tema o sobre lo que más busca. 

    redaccion-seo-people-ask-google25. Contenido responsive

    Sí, quizás esto no tiene que ver tanto con la redacción SEO, pero si no haces que tu contenido se adapte a los dispositivos móviles, todo lo anterior servirá de nada.

    La mayor parte de los usuarios navega desde un móvil y si no se adaptan tus páginas, estarás perdiendo mucho tráfico.

    Así que obtén un plugin que permita a todos los elementos de tu página adaptarse a móviles y tabletas de cualquier sistema operativo. 

    26. Analiza el primer resultado para la palabra clave a posicionar

    Revisar qué artículo o página está posicionada en el número 1 de resultados de Google te ayudará a saber qué necesitas para clasificar. 

    Presta atención a los tres primeros resultados y empléalos como modelo (sin copiar) para redactar tu propio contenido.

    ¿Qué debes considerar?

    • Extensión
    • Subtítulos
    • Título
    • Metadescripción

    27. Escribe para destacar en fragmentos de Google

    Con las actualizaciones de Google, también se puede aprovechar la redacción SEO para clasificar en fragmentos destacados.

    Google ya no solo indexa páginas, sino fragmentos específicos de contenido que dan respuestas directas a las preguntas más frecuentes de los usuarios.

    Por ejemplo, nuestro post de Persuasión ética está indexado como fragmento destacado porque responde brevemente qué es. 

    fragmento-google-seo

    Para conseguirlo, tienes que usar estratégicamente los titulares, la estructura y responder a las preguntas clave de los usuarios.

    28. Asegúrate de que Google entiende tu contenido

    Una o dos semanas después de publicar tu contenido, ve a Google Search Console para que compruebes que Google lo está entendiendo de manera correcta.

    Revisa para qué keywords está obteniendo impresiones.

    Si son relevantes según tu objetivo de palabra clave, vas por buen camino. De lo contrario, debes revisar tu contenido y hacer cambios.

    Los clics y las posiciones más altas tardarán algún tiempo en llegar, pero las impresiones son una primera buena señal de que Google entiende tu contenido. 

    29. Crea una estructura base para tus contenidos

    Un esquema de contenido es una excelente herramienta en cuanto a la redacción SEO porque ayuda a que el proceso de creación sea mucho más ágil y de calidad.

    Para ello, tienes que completar todos los apartados clave de SEO, con base en la palabra clave a atacar, como:

    • Títulos
    • Subtítulos
    • Intención de búsqueda
    • Objetivo del contenido

    30. Usa herramientas de optimización de contenido

    Hay algunas herramientas de inteligencia artificial que te pueden ayudar a la optimización de tus contenidos. 

    Algunas opciones son SEMrush y Clearscope, que te permiten identificar palabras y temas comunes abordados en los contenidos mejor clasificados en Google. 

    Si haces dichas incorporaciones de forma natural y estratégica, puedes tener resultados significativos.

    Pensamientos finales sobre la redacción SEO

    La redacción SEO puede suponer varios puntos a considerar, pero no es tan difícil como se cree. Solo debes tener en cuenta que el proceso no acaba cuando el contenido se publica.

    Google se actualiza constantemente, así como sus algoritmos, por lo que es necesario estar optimizando los contenidos cada determinado tiempo.

    Si tomas en cuenta todos los elementos, puedes dar una vida prolongada y útil a tus artículos para lograr mejores clasificaciones en los motores de búsqueda.

    En caso de necesitar ayuda, no dudes en agendar una cita con nosotros. En Media Source contamos con expertos en posicionamiento web. Así que podemos encontrar estrategias y caminos para que consigas tus objetivos.